cerrar ventana   
 

Eduardo Bértola:

Notas

[1] El nombre de su lugar natal era cada tanto objeto de bromas entre amigos, a las que Bértola - con su particular sentido del humor - se sumaba con gusto. Escribiendo este trabajo, leo en "Artigas y el federalismo en el Río de la Plata" (Banda Oriental, Montevideo, 1998) del historiador uruguayo Wáshington Reyes Abadie, que el coronel José Moldes era oriundo de la provincia de Salta, amigo de Belgrano y Güemes, asambleísta del año 1813, revolucionarista y enemigo del centralismo de Buenos Aires, y en 1816 postulado sin éxito por el Congreso de Tucumán como Director Supremo. El pueblo homónimo que lo honra en Córdoba está situado al suroeste de la provincia, cerca de San Luis y cuenta con estación de ferrocarril. Fue también el lugar natal del sindicalista Agustín Tosco.
[2] Buenos Aires, 27-VII-2000. Correspondencia inédita Oliveras-Paraskevaídis.
[3] Testimonio de Coriún Aharonián.
[4] Émile Leipp: Acoustique et musique. Masson & Cie, París, 1971. Página 303.
[5] Aharonián recuerda, por otra parte, que - casualmente - György Ligeti había respondido alguna pregunta sobre sinestesia en su curso de Darmstadt en agosto de 1970 (al que asistieran Bértola y Aharonián), cuestionando la validez de las asociaciones sinestésicas para terceros.
[6] Anónimo. "El entorno acústico". En: La Nación, Buenos Aires, 13-VII-1972.
[7] Correspondencia inédita Aharonián-Bértola.
[8] Anónimo. "El entorno acústico". En: La Nación, Buenos Aires, 13-VII-1972.
[9] Entrevista periodística de la que no se conservan ni la fecha ni la fuente de publicación, pero aparentemente publicada en Resistencia a fines de 1971 o comienzos de 1972.
[10] En el I (Cerro del Toro, Uruguay, diciembre de 1971) se encontró entre otros con Luigi Nono, Folke Rabe y Héctor Tosar; en el II (Cerro del Toro, Uruguay, diciembre de 1972) dialogó con Oscar Bazán y Konrad Boehmer; en el IV (Cerro del Toro, Uruguay, enero de 1975) conoció a Gordon Mumma y Joaquín Orellana; en el V (Buenos Aires, Argentina, enero de 1976) compartió momentos con Hilda Dianda, Gerardo Gandini y Eduardo Kusnir; en el VII (São João del-Rei, Brasil, enero de 1978) estuvo con Gilberto Mendes, Hans-Joachim Koellreutter, Jorge Peixinho, Alberto Villalpando, Dieter Kaufmann y Christian Clozier (éstos dos últimos habían sido sus compañeros de estudios en París); en el VIII (São João del-Rei, Brasil, enero de 1979) reencontró a Orellana y conoció a Helmut Lachenmann; y en el XII (Tatuí, Brasil, enero de 1984) conoció a Julio Estrada, Cergio Prudencio y Klaus Huber.
[11] Martín Müller: "La química del sonido". En: La Opinión Cultural, Buenos Aires, 26-VI-1977.
[12] Sérgio Freire & Avelar Rodrigues: "A produção musical de Eduardo Bértola (1939-1996)". En: Opus, Revista da Associação Nacional de Pesquisa e Pós-Graduação em Música (ANPPOM), ano VI, Nº 6, Rio de Janeiro, 1999. Edición en Internet.
[13] Miguel León-Portilla, compilador: Visión de los vencidos. UNAM, México, 1959.
[14] S. Freire & A. Rodrigues: ya citados.
[15] Ver "Tramos" bajo Obras en este mismo sitio.
[16] Carta fechada en 1967, sin día exacto pero escrita entre mayo y agosto, coincidiendo con la primera estada de Bértola en París. Correspondencia inédita Oliveras-Paraskevaídis.
[17] Carta de Bértola de ¿abril? 1967. Correspondencia inédita Bértola-Paraskevaídis.
[18] Carta de E.B. a G.P. del 26-V-1968 desde París. Ídem.
[19] Carta de E.B. a G.P. del 1-VIII-1979 desde Córdoba. Ídem.
[20] Freire y Rodrigues la registran como de 1984, para dos chelos o para grupo de chelos, y acotan que Bértola hizo una revisión en 1994, no editada y dedicada a Abel Moraes y Cecília França. En: S. Freire & A. Rodrigues: ya citados. Sin embargo, en el listado de la editora MUSIMED de Brasília, Um no outro figura como compuesta y editada en 1977, y con la dedicatoria mencionada.
[21] El título, no obstante provenir de un poema del Premio Nóbel de Literatura, el irlandés William Butler Yeats, fue relacionado por Bértola a través de la cita que de éste hace Ray Bradbury, un autor muy leído por el compositor en la década de los sesenta.

 
cerrar ventana home